Importar de China un Negocio de Gran Rentabilidad

El mercado de productos chinos constituye en este momento un auténtico fenómeno económico a nivel mundial, e importar de China de una forma adecuada e inteligente puede representar un negocio altamente lucrativo.
Con un PIB (Producto Interno Bruto) de aproximadamente 9.2 billones de dólares siendo actualmente la primera economía a nivel mundial y con una población  de más de mil trescientos millones de personas, la China produce prácticamente todos los artículos para el consumo humano del resto del mundo  a precios extremadamente competitivos lo que hace todavía más rentable e interesante el negocio de  importar de China.
Desde los más diversos sectores económicos participan en esta avalancha de productos producidos en la China  como el primario en:  minería, gas, petróleo, oro, plata, platino, cobre, etc.; agricultura como: cereales, vegetales, ganadería y pesca. Sector secundario en: manufacturas, textiles, ropa y calzado y sector terciario en: transportes, comercio y turismo. Y el sector tecnológico donde especialmente China ocupa el primer lugar en el mundo por encima de los Estados Unidos.
La China está en estos momentos en un periodo de transición en la producción de bienes y servicios, debido a que grandes compañías reconocidas de todo el mundo han puesto sus fábricas en el país para producir a muy bajos costos sus líneas de productos debido también a la abundancia de mano de obra barata, pero así mismo para estandarizar el control de calidad de los productos fabricados en China de acuerdo  con las normas técnicas de calidad exigidas por los estándares  internacionales en el mercado mundial.
Sin embargo en China es posible encontrar diferentes tipos de calidad y precio para cada necesidad del mercado. Y los compradores que saben esto acuden en masa para comprar los más variados productos. Bien sea a través de viajar directamente al país para participar en ferias, o ir a sitios estratégicos en las diferentes ciudades que son motor de desarrollo: Beijing, Hong Kong, Taiwán, etc., para contactarse con fabricantes y comerciantes chinos. O a través de la Red Mundial de Información Internet donde es posible ubicar estratégicamente a muchos de los mejores productos y fabricantes chinos e iniciar con ellos una relación comercial de mutuo beneficio.
Los chinos han seguido como estrategia de desarrollo el mismo modelo de desarrollo de los japoneses después de la segunda guerra mundial, donde para convertirse en potencia mundial trajeron o importaron a su país tecnología extranjera de vanguardia para conocer los procesos, implementarlos y mejorarlos, lo cual ha generado a nivel interno una reactivación de la economía sin precedentes, y en el caso de la China esto no se debió a restaurar los efectos económicos de una devastadora guerra como ocurrió en Japón, sino a pasar de un modelo atrasado de comunismo agrario a uno de capitalismo acelerado y desarrollo industrial y tecnológico.
Debido a esto, en este momento es tal la producción en la cantidad de artículos y bienes de consumo chinos que la favorabilidad de precios beneficia a cualquier importador a nivel mundial pudiendo competir con precios altamente favorables en su país de residencia y vender volúmenes cada vez mayores de los productos que requiera para abastecer y fidelizar la demanda interna e incluso para comercializarlos con otros posibles competidores generando así importantes alianzas estratégicas.
En el caso de Internet es posible con los medios tecnológicos actuales establecer un negocio completamente virtual con productos chinos, simplemente anunciando como intermediario(a) estos productos y ubicando para ello con la ayuda de recursos recomendados comprobados a proveedores de productos chinos que ofrecen excelentes márgenes de ganancias y disponibilidad en las entregas y luego anunciando tales promociones de forma profesional en sitios recomendados especializados y luego cobrando un margen de intermediación cuando los clientes llegan y piden el o los productos, y el proveedor chino envía al consumidor final su compra a domicilio.
Existen para el caso de la venta de productos chinos cinco pasos fundamentales para establecer un negocio altamente rentable a través del poder de la Internet:
  1. Detectar las oportunidades de negocio a  través de las herramientas especializadas que hoy proporciona Internet.
  2. Importar los productos de una forma 100% legal, sin problemas de aduana y con una logística adecuada.
  3. Vender exitosamente y de forma profesional estos productos en Google y sitios de subasta, (como Mercado Libre, EBay y otros).
  4. Encontrar y atraer a miles de posibles compradores día a día.
  5. Vender de forma masiva los productos chinos, utilizando las redes sociales, como Facebook.
Internet tiene ventajas enormes para el comercio internacional que superan a todos los métodos de importación tradicionales. Y esto porque al unir todos los recursos que ofrece en tiempo real: acceso a la información 24 horas, catálogos de productos interactivos, comunicación al instante con cualquier lugar del mundo, diseño web de alto impacto, sistemas de venta y compra en línea inmediatos automatizados y seguros, etc., apalancan espectacularmente un negocio que puede realizarse desde la comodidad del hogar o de una oficina.
Por otra parte el concepto de inversión de capital humano, técnico y económico si se importa de la China de forma tradicional, representa una cuota económica muy grande, considerando que para esto existen complejas estructuras y empresas con años de experiencia en el negocio del Comercio Internacional que son las que recogen los productos en puerto, los almacenan, transportan al país que compra y luego repiten una vez más el proceso anterior incluyendo los costos de aduana, nacionalización y bodegaje.
En cambio estas complicaciones no existen a la hora de establecer un negocio virtual de importaciones de la China, pues los procesos que intervienen en la búsqueda de fabricantes y productos, logística y entrega ya se encuentran disponibles, funcionando y automatizados, de forma que el propietario del negocio, actúa como intermediario que conecta a fabricantes y clientes de forma inteligente utilizando para ello los recursos tecnológicos que hoy ofrece Internet.
Resumamos entonces las ventajas que tiene el  iniciar un negocio virtual para importar de la China productos que demanda el mercado de cada país:
  • Conocer los sitios en Internet donde se alojan los mejores proveedores y fabricantes chinos para establecer contacto con ellos y vender sus productos teniendo ganancias de hasta ocho veces el valor original de cada producto.
  • Conocer las mejores formas de envío de la mercancía. O en su defecto permitir que una vez hecha la venta al cliente interesado sea el fabricante quien le despache el producto al cliente directamente a su dirección de envío.
  • Aprender las mejores estrategias y técnicas que se deben implementar para vender grandes cantidades de productos a través de sitios de subastas comprobados en Internet como ebay, mercado libre, etc.
  • Construir una tienda virtual de cientos de productos chinos para multiplicar y aumentar tus ingresos.
  • Obtener todo el conocimiento necesario para tener un negocio de importaciones de la China 100% rentable sin necesidad de inventarios.
  • Manejar tu negocio de importaciones desde la comodidad de tu casa y dedicándole unas pocas horas al día, pero que te genere un buen ingreso extra, para que puedas mejorar tu estilo de vida y el de tu familia.
  • En el caso de querer importar de forma convencional de la China , a través de los recursos que brindamos en Crear Futuro Global puedes conocer como es todo el proceso de aranceles e impuestos que se deben pagar en cada país y cómo lograr que la mercancía ingrese a tiempo.
  • En muchos casos también es posible obtener la información necesaria para que legalmente los productos importados de la China paguen muy pocos impuestos o ninguno.